Act of Repudiation
Recent Comments
    Archives

    Damas de Blanco cumplen cuatro años reclamando la libertad de 75 disidentes

    Damas de Blanco cumplen cuatro años reclamando la libertad de 75 disidentes

    Bitácora Cubana, 17 de marzo de 2007, La Habana, (EFE)

    Las Damas de Blanco conmemoran estos días las detenciones y condenas del
    grupo de los 75 disidentes en la primavera del 2003 con su habitual
    persistencia en el reclamo de libertad para sus familiares y resueltas a
    seguir en el camino que comenzaron a repetir cada domingo hace cuatro años.

    Nunca llegaron a 75, Miriam Leiva, cofundadora de la organización y
    esposa de Oscar Espinosa, indicó a Efe que alguna vez llegaron a estar
    66 pero que la cifra de 'las habituales' que caminan en las
    inmediaciones de la parroquia de Santa Rita, situada en la quinta
    avenida del barrio habanero de Miramar, oscila entre 30 y 40.

    Sus vidas cambiaron de un día para otro a partir del 18 de marzo de
    2003, cuando comenzaron las detenciones y posteriores sentencias a penas
    de hasta 28 años de prisión para sus familiares bajo los cargos de
    conspirar con Estados Unidos, atentar contra la independencia del Estado
    y socavar los principios de la revolución.

    Se conocieron en los días previos a los juicios sumarísimos de abril,
    mientras visitaban a sus maridos, hijos y hermanos en las dependencias
    de Villa Maristas, centro de detención de la Seguridad del Estado cubana.

    'Se recuerda con dolor. Es algo que no se te va a olvidar nunca; algo
    que es violento no se puede olvidar nunca', indicó a Efe Gisela Delgado,
    al rememorar el día en que entraron en su casa para decomisar todo el
    material bibliográfico y de oficina que tenían ella y su esposo, Héctor
    Palacios, condenado a 25 años y actualmente con licencia extra penal.

    'Se llevaron hasta Granma y Juventud Rebelde (ambos diarios oficiales
    cubanos)', dijo.

    Con el paso del tiempo empezaron a reunirse en casa de Blanca Reyes,
    esposa de Raúl Rivero -ambos hoy residentes en España- y de Delgado para
    diversas actividades, siempre sin dejar de asistir a misa.

    'Todo lo que hacíamos iba acompañado de un gran operativo de seguridad.
    Yo siempre he dicho que no me siento vigilada ni perseguida sino
    acompañada', señaló Leiva, cuyo marido fue condenado a 20 años de cárcel
    y está con licencia extra penal desde 2004.

    No obstante, comentó que la presión disminuyó tras el 'acto de repudio'
    que sufrieron en marzo de 2005, cuando más de 200 mujeres de la oficial
    Federación de Mujeres Cubanas trató de boicotear su habitual marcha.

    La organización ha tenido altibajos, reconocen que la posibilidad de que
    haya agentes de la seguridad infiltradas entre ellas 'siempre existe',
    pero aseguran que no por ello van a cerrarle la puerta a nadie y que
    cuando han surgido diferencias las han podido resolver 'en casa'.

    En diciembre de 2005 el Parlamento Europeo les otorgó el Premio Sajarov,
    algo que según Leiva, 'le dijo al gobierno que nos estaban reconociendo
    en una institución tan importante como el Parlamento Europeo y que la
    situación de los presos es injusta y que nosotras estamos haciendo lo
    correcto'.

    Después de cuatro años, Laura Pollán, esposa de Héctor Maseda (condenado
    a 20 años) cree que la principal virtud de la agrupación es que son 'un
    movimiento que no recibe órdenes de nadie ni de dentro ni de fuera del
    país'.

    'No tiene cabeza por una cuestión estratégica, nadie puede decir o
    decidir, todo se tiene que consensuar', explicó Delgado.

    Creen que el presidente provisional de Cuba, Raúl Castro, no ha cambiado
    la 'política de represión' del Gobierno, que las acusa como al resto de
    la oposición de ser mercenarias asalariadas de EEUU.

    Incluso, afirman que a ellas les puede 'pasar algo en cualquier momento'.

    De los 75, 16 se encuentran con licencia extra penal, cuatro de ellos
    con residencia en el extranjero; Miguel Valdés Tamayo falleció en La
    Habana en enero pasado, y los otros 59 permanecen en prisión.

    'Estos son los presos del doctor (Fidel) Castro y mientras él esté vivo
    él va a determinar cuándo los van a ir soltando. Tengo mucha esperanza
    de que no lleguemos a los cinco años', dijo Pollán.

    Delgado asegura que 'más temprano o más tarde los demás tendrán que
    salir' y dice que está convencida de que 'algo está por suceder y no
    será muy tarde'.

    http://www.bitacoracubana.com/desdecuba/portada2.php?id=4280

    Leave a Reply

    Your email address will not be published. Required fields are marked *